21 de febrero de 2018: día histórico para Jacobacci

Compartir

Hoy quedó terminado el tramo de asfalto de la ruta Nacional 23 entre Maquinchao y Jacobacci. El sueño de varias generaciones  se hace realidad. El asfalto conecta a la ciudad con la Costa Atlántica y el Alto Valle.

 

“Feliz y orgulloso de ser parte de este sueño tan anhelado por los jacobaccinos” señaló en cuenta de Facebook, Ricardo Chapingo, minutos después que las empresas Equimac, para que la trabaja este vecino, y Gancedo llegaran con el pavimento a la progresiva 68.000 de esta última empresa. Este punto, ubicado a unos 6 kilómetros al este de Jacobacci, marco la finalización de la construcción los 75 kilómetros que unen Maquinchao con Jacobacci y que, a partir de ahora, conecta a través del asfalto a esta ciudad con este y el norte de la provincia de Rio Negro.

La frase de este trabajador vial, coincide con la un pueblo entero que empieza ver como se concreta poco a poco un viejo objetivo que se propusieron durante las últimas décadas del siglo pasado las generaciones que lo antecedieron. Seguramente muchos de aquellos vecinos ya no están, pero sus descendientes pueden decir hoy como mucho orgullo que aquella lucha que empezaron no fue en vano. Es que a lo largo de los años, la obra de asfalto de la 23 fue incluida en cinco presupuestos nacionales, pero siempre vetada por el Ministro de Economía de turno. En 1997, el ex presidente, Carlos Menem, prometió su concreción cuando visitó Los Menucos, y la obra se puso en marcha un año después. Pero solo se asfaltaron los 75 kilómetros que separan a Valcheta del empalme con la Ruta Nacional 3, en las cercanías de San Antonio, y la obra quedó paralizada. En el 2004,  durante la presidencia de Néstor Kirchner, los trabajos se retomaron y, con algunos vaivenes, la obra fue avanzando. Se estima que los 605 kilómetros de esta ruta que une la cordillera con el  mar por la Línea Sur rionegrina, quedarán pavimentados a mediados del próximo año.

Hoy, a veinte años de haberse iniciado la obra, el pavimento llegó a Jacobacci desde el este completando un total de 405 kilómetros hasta el empalme de la ruta Nacional 3.  Se suman a los otros 32 kilómetros entre Pilcaniyeu Viejo y el acceso al Complejo Tecnológico CNEA que fueron habilitados en el 2015, a otros 20, entre Comallo y Pilcaniyeu Viejo, que si bien no fueron habilitados formalmente, se permite la circulación. En los restantes 148 kilómetros, cinco empresas realizan trabajos de obra básica, obras de arte y pavimentación en sectores que promedian los 30 kilómetros cada uno y que actualmente presentan distintos grados de avance.

Si bien, hoy se termino el asfalto entre Maquinchao y Jacobacci, aún resta la ejecución de señalización horizontal y vertical. Mientras se licita esta obra, la intención de Vialidad Nacional es permitir el tránsito vehicular en poco tiempo más.

Cuando ello ocurra, el pavimento conectará a Jacobacci con  la Costa Atlántica -440 km a San Antonio- y,  junto a las rutas Provinciales 6 y 8, con el Alto Valle -400 km a General Roca-. Poco a poco, el anhelo de una región que deposita en esta obra muchas esperanzas para su desarrollo, se va cristalizando.

Y así como el 14 de septiembre de 1916, la llegada del ferrocarril marco el nacimiento del un pueblo que fue creciendo con el paso del tren, hoy 102 años llego el asfalto renovando las esperanzas de desarrollo de una comunidad que sueña con un futuro mejor.

José Mellado

Comentarios