Los Menucos: alumno recibió la bandera mapuche el 20 de junio

Compartir

Fue en el marco del Día de la Creación de la Bandera Argentina que se celebró en la Escuela Primaria 292. Los directivos accedieron a un pedido de la familia.

 

La Escuela Primaria N° 292 de Los Menucos fue sede del acto intercultural por el día de la bandera. Si bien el 20 de junio se conmemora el Día de la Bandera Argentina, la escuela accedió al pedido de la lofche Ñanko Newen de esa localidad, a que uno de los niños de la comunidad presente la Wenu Foye (Bandera Mapuche) en el acto. El alumno de 4° Juan C. recibió un diploma y una bandera mapuche de parte de su familia y de miembros de su comunidad, respetando el derecho a su identidad y a sentirse parte de la Nación Mapuche. El niño se vio sumamente conmovido frente a este hecho al verse rodeado de sus seres queridos y hermanos mapuche que se acercaron a acompañarlo.
Sin embargo, no fue fácil acceder a este pedido. A pesar de los múltiples antecedentes de este tipo de actos intercultrales en la zona y en toda la provincia, el Ministerio de Educación no ha diagramado aún un protocolo para llevar adelante estas propuestas, por lo cual la familia tuvo que emitir reiteradas notas, reuniones y llamados para que este pedido sea efectivo.

Este tipo de actos pueden parecer sencillos, pero en ellos, el sistema educativo y el Estado cumplen una reparación histórica al reconocer, no solo la pre existencia de los pueblos originarios, sino también la existencia de más de una nación dentro del Estado Argentino. Además, es sabido que a muchos de los familiares (padres, abuelos bisabuelos) de estos niños que hoy exigen este derecho, no se les permitió ser mapuche en la escuela, siendo esta una de las grandes instituciones reproductoras de una única identidad nacional que se impuso por sobre el resto. Son cientos y repetidas las historias en las que se narra la discriminación de la que fueron víctima generaciones anteriores, quienes sufrieron la imposición de una lengua extranjera por sobre las lenguas originarias y hasta la imposibilidad de mantener sus apellidos indígenas tal cual eran.

Estos actos interculturales no son un hecho aislado, sino que forman parte de una reacción en cadena que se expande por toda la provincia. Son muchas las escuelas que, mediante notas y perseverancia de parte de las comunidades, acceden a estos pedidos. Por lo tanto, es necesario que el Estado y la escuela cumplan con sus propias normativas, entre ellas la Constitución Nacional, y reconozca el derecho a la identidad de los niños y niñas mapuche esgrimiendo acuerdos y protocolos con las comunidades para seguir avanzando en esta reivindicación social. De otra manera, una escuela inclusiva y democrática que piense los procesos históricos no desde el lugar de los opresores, sino de los oprimidos, será imposible.

 

Fuente: Lofche Ñanko Newen – Los Menucos Junio 2018

Comentarios