“Quien les habla, es una soñadora …”

Compartir

Así lo expresó Valentina Muñoz en la ceremonia que se desarrolló hoy en el Estadio Panathinaikó de Atenas. La joven ciclista oriunda de Maquinchao recibió el fuego sagrado que traerá a la Argentina. Su presencia en Grecia marcó un hecho histórico para el deporte argentino.

 

«Buenos días … Muchas gracias, Gerardo …
No puedo expresar con palabras, lo que significa para mi estar hoy …
Quien les habla, es una soñadora …
Una soñadora que día a día sale a entrenar, en su pequeño pueblo en la Patagonia, sin importar si llueve, nieva o sopla un viento que aparenta ser imbatible …
Porque mi sueño es ser olímpica, y la llama me va a inspirar, para alcanzar mi meta …
Me pone muy orgullosa, que mi debut olímpico sea en mi país, en los primeros juegos con igualdad de género …
Puede ser que la Patagonia, quede muy lejos de este hermoso estadio, pero les aseguro que el brillo de la llama, no conoce de distancias …
Su resplandor, está en los sueños de cada uno de los atletas, que estamos esforzándonos día a día, para triunfar en Buenos Aires 2018 …
Está en los sueños de nuestras familias, que no dejan de apoyarnos, para ser más rápidos, llegar más alto y convertirnos en mas fuertes …
Muchas gracias …»

Con estas simples pero emotivas palabras que mantuvieron expectantes a  su pueblo natal y a muchos rincones de la Argentina donde su talento ha dejado huellas, la joven ciclista de Maquinchao, Valentina Muñoz se expresó en la ceremonia de que se desarrolló hoy en el Estadio Panathinaikó de Atenas, Grecia, donde se encendió la llama olímpica. Junto al también joven ciclista rafaelino, Yoel Vargas, Valentina será la encargada de traer a Argentina el fuego sagrado que brillará en la tercera edición de los Juegos Olímpicos de la Juventud que se desarrollarán en Buenos Aires desde el 6 al 18 de octubre con la participación de 3998 atletas provenientes de 206 países que competirán en 32 deportes.

 

Comentarios