Compartir

En el marco de una nueva jornada solidaria realizada por la Fundación 100 Caminos, pobladores de Comallo, Laguna Blanca, Anecon Grande, Cañadón Chileno y Pilquiniyeu del Limay fueron atendidos en forma gratuita.

Una nueva jornada solidaria desarrollada por la Fundación 100 Caminos permitió a unas 250 vecinos de Comallo y parajes aledaños recibir atención oftalmológica gratuita.

El pasado viernes, en la edificio de la ESRN Nº 26, un equipo de profesionales médicos integrado por oftalmólogos, pediatras, técnicos ópticos y voluntarios de la Fundación 100 Caminos brindaron atención y provisión de anteojos de manera gratuita a unos 250 pobladores de Comallo y de los parajes Laguna Blanca, Anecon Grande, Cañadón Chileno y Pilquiniyeu del Limay.

Según informaron desde la Fundación, esta institución cuenta con la colaboración de alumnos de la Universidad Nacional de Río Negro y el apoyo de Essilor Argentina. A este viaje se sumaron también estudiantes de 5º año del Colegio Secundario QMark.

“Fue una jornada histórica. En los doce años que llevamos con las campañas solidarias, es la primera vez que se atienden a tantos pacientes: doscientas cincuenta personas, entre ellos niños que nunca habían tenido un diagnóstico y adultos que hacía años no podían acceder a un control” afirmaron. Los profesionales detectaron causas de ceguera evitable y tomaron la responsabilidad de resolver casos quirúrgicos, tratamientos con láser, y de donar la mayor cantidad de anteojos de la historia de la Fundación. También atendieron, en el hospital local a 9 niños, pacientes pediátricos con patologías complejas. Todo fue posible por la articulación con el hospital de Comallo, las autoridades  de la ESRN Nº 26 y el Programa Salud Escolar. Fue fundamental la colaboración de la Jefa de DAPA, Natalia Artola, y los agentes sanitarios, Ariel Trujillo y Horacio Arrix, quienes citaron a los pacientes que necesitaban ser atendidos. Por su lado, la referente del Programa Salud Escolar, Beatriz Hernández, trabajó en la convocatoria de los niños y niñas y la directora del colegio secundario, Silvia Castañares, abrió las puertas para que este edificio fuera el lugar de atención por un día. Un aula fue el consultorio de oftalmopediatría y el amplio salón de usos múltiples  funcionó a la vez como sala de espera, recepción y atención de adultos.

LEER  Dinosaurios y Otras Bestias prehistóricas llegaron a Ramos Mexía

La Fundación 100 Caminos llegó con calor de amigos, para un encuentro que pone a la vista lo mejor de las personas.

Comentarios