Denuncian serias irregularidades en el hospital de Sierra Colorada

Compartir

Trabajadores del hospital “Dr. Adolfo Fientuch” de Sierra Colorada denunciaron serias irregularidades que afectan el normal funcionamiento del único centro de salud de esta localidad.

La sorpresiva renuncia de la directora, la odontóloga Griselda García, dejó al descubierto una serie situaciones anómalas que generan malestar y preocupación en los trabajadores del hospital de Sierra Colorada. Es por ello que hoy, se reunieron en asamblea autoconvocada para analizar la situación por la que atraviesa el centro de salud a la que calificaron como “grave”.

Vincularon el alejamiento de García de dirección, a la intromisión de personas ajenas a la institución para la designación del recurso humano, situación que repudiaron enérgicamente.

Por otro lado, denunciaron la falta de medicamentos esenciales y las dificultades que deben afrontar ante derivaciones a los centros de salud de referencia, especialmente al hospital de General Roca. “Este hospital presenta dificultades en la recepción de los pacientes, reflejando el colapso en la salud pública” y admitieron que deben retrasar las derivaciones poniendo en riesgo la vida de los pacientes.

Respecto a la obra social IPROSS, señalaron que a la hora de una derivación de urgencia, “nos vemos demorados por los trámites burocráticos que no contemplan la emergencia”.

Agregaron que desde el 2014 el nosocomio tiene un presupuesto congelado de $ 50.000 mensuales, más el aporte de las obras sociales que actualmente se encuentran suspendidas. “A modo de ejemplo, la internación de una persona implica un costo diario de $ 6.000 y ante la necesidad de una derivación $ 6.000 más” sentenciaron. Los admitieron que existe un “abuso de autoridad” y un “recorte a las instituciones de salud pública” situación que repudiaron y exigieron la selección del recurso humano se realice en base a perfil idóneo y/o profesional.

Comentarios