Compartir

El municipio recuperó el edificio y en los próximos días el parador municipal volverá a operar. Estaba cedido a Educación para estudios terciarios.

“Hemos recuperado el edificio y lo estamos refaccionando para que Ramos Mexia vuelva a tener la terminal a ómnibus” detalló a “Noticias 23” el intendente de Ramos Mexía, Nelson Quinteros (PS) quien resaltó la importancia que el pueblo vuelva a contar con un parador municipal para brindarle a las empresas de micros de pasajeros un espacio adecuado para la atención de los usuarios.

El jefe comunal agregó que el edificio estaba cedido a Educación, donde se dictaban carreras terciarias, pero en virtud a la escasa matricula, desde el municipio se decidió trasladar el dictado de las clases a otro lugar y recuperar el sentido del edificio que fue construido para operar con parador municipal. “Vamos a buscar una alternativa para quienes están terminando de cursar” afirmó haciendo referencia al dictado a contra turno en cualquier edificio educativo que tiene la localidad.

LEER  Juan, al rescate de las historias de los gauchos de la Línea Sur

Desde hace unos días, operarios municipales están llevando a cabo obras de reparación, remodelación y reequipamiento en el edificio del parador municipal, para posterior ponerlo en pleno funcionamiento. Este anhelo podría concretarse  a fines de febrero o principios de marzo de este año.

Una vez ya habilitado el parador municipal contara con al menos las siguientes atención durante las  24 horas y será el lugar de expendió de pasajes de las distintas empresas que operar en la región. Contará con baños públicos, servicio de Internet (WiFi), habitaciones con baños privados, duchas y servicios de gastronomía de desayuno, almuerzo y cena.

La puesta en funcionamiento beneficiara a los vecinos de la localidad, pasajeros y transeúntes.

Comentarios