Compartir

El objetivo es recolectar residuos y malezas que los vecinos depositan en lugares inapropiados.  Tendrá una duración de 90 días.

El municipio de Jacobacci puso en marcha un plan de “limpieza” en el ejido urbano. Para poder llevarlo adelante, se formó la Brigada de Saneamiento Ambiental, en el marco de un convenio con la empresa Aqualine.

Las tareas se desarrollarán durante 90 días.

En este marco, bajo la supervisión de la Coordinación de Producción y Medio Ambiente, en conjunto con el área de Servicios Públicos, quince personas realizan tareas de limpiezas y recolección de residuos, desmalezamiento y detección de basureros clandestinos. Los trabajos, se iniciaron la semana pasada y se extenderán durante tres meses en distintos puntos de la ciudad.

LEER  Arena con sal para derretir la nieve y el hielo
Se les pide a los vecinos no depositar residuos en lugares inapropiados.

Desde el municipio se pide la colaboración de los vecinos para que eviten depositar basura o escombros en lugares inapropiados y poder tener una ciudad más limpia y ordenada.

Comentarios