Compartir

Todos los trabajadores y empleadores incluidos en las actividades exceptuadas del aislamiento obligatorio deberán declarar bajo juramento que no han presentado síntomas de COVID-19 y que han cumplido todos los protocolos sanitarios correspondientes.

La determinación fue tomada por la gobernadora, Arabela Carreras, a través del Decreto 359, con el objetivo de asegurar el cumplimiento de todas las medidas y en resguardo de la salud de toda la comunidad. La medida será obligatoria y requisito indispensable para poder seguir trabajando.

De esta manera, los trabajadores y trabajadoras de los rubros exceptuados del aislamiento obligatorio deberán firmar una Declaración Jurada donde aseguran no haber tenido síntomas de COVID-19 o no haber estado en contacto con un caso positivo en los últimos 14 días. Esta declaración tendrá una validez de 14 días.

LEER  El jueves sesionará la Legislatura

Por su parte, los empleadores y empleadoras deberán recibir las declaraciones de sus empleados y empleadas, al tiempo que deberán firmar una segunda Declaración Jurada donde aseguran que se implementaron todos los protocolos sanitarios y se adoptaron todas las recomendaciones dispuestas por Provincia y Nación.

Disponer de estas declaraciones Juradas será requisito indispensable para acceder a la excepción prevista y deberán ser exhibidas a simple requerimiento de las autoridades nacional, provincial o municipal.

Comentarios