Valcheta: policía logró salvar a una niña que se atragantó con una cereza

Compartir

El hecho ocurrió el martes. El uniformado es vecino de la niña de 3 años. (Foto: gentileza)

Un policía de Valcheta logró reanimar y salvar la vida de una niña de 3 años que se había atragantado con una cereza de tamaño de una moneda. El hecho ocurrió el martes al filo de la medianoche.

Este viernes a la mañana, el Cabo 1° Oscar Abatte, quien presta servicios en la Unidad 15 de Policía de Valcheta, contó la situación en una entrevista brindad a FM Única de esta localidad.

En su Facebook, la emisora publicó la nota.

Esta es la transcripción de la misma:

“El martes a la noche, mejor dicho pasada las doce de la noche, estaba cenando en mi casa y en un momento salí afuera para darle de comer a unos de mis perros. Al hacerlo escucho que mi vecino, René Pérez y su esposa estaban tratando de reanimar a su pequeña hija. Le pregunté que pasaba y me dijo que la nena estaba atragantada con una cereza”.

“Acudí inmediatamente a socorrerla. Como vi que la niña estaba moradita y casi no respiraba. Era una muñeca sin movilidad, con signos de estar quedándose sin aire. Intente, primero, reanimarla practicándole maniobras de RCP, pero no respondía. Entonces decidí abrir su boquita y procedí a introducir un dedo hasta notar que tocaba la cereza que estaba en su garganta”.

“Una vez detectada logré extraerla bruscamente. Ahí note la reacción de la niña, la levante para que pudiera tomar mas aire. Luego lloró y posteriormente vomitó, situación que hizo que finalmente nos tranquilizaramos.

“Les pedí a los papis que la lleven hasta el hospital para su examen. Fué un momento desesperante y angustiante. Había que tomar una decisión rápida… por suerte con final feliz!!!….”

El uniformado descibió a la cereza “del tamaño de una moneda”.

“Se dió todo muy rápido, aplique el conocimiento recibido en la Escuela de Policía y algo de lo que cada tanto leo. Po r suerte salió todo bien. De igual manera, cada segundo vas pensando que pasa si no reacciona y cual es el paso a seguir para salvarla”.

” Los padres me agradecieron por lo realizado. “Son vecinos míos y siempre veo a la niña jugar afuera. Todavía recuerdo el momento. Tengo dos niñas y uno siempre debe estar atento a cualquier situación que se pueda dar”.

“Aún me cuesta reponerme del momento. Después no estuve con la niña, pero se que esta muy bien, por lo que me relata su papá”.

“Me quedo con la satisfacción de haber cumplido con el deber de ciudadano, vecino y policía”, sentenció

  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

Comentarios